Dos nuevas condenas por violencia de género en Colón

Lamentablemente los casos de violencia de género se siguen sucediendo en todo el país, donde ya se deben lamentar más de 40 muertes por femicidio. Mientras la sociedad reclama mayor acción por parte de las autoridades competentes, que se incrementó tras el brutal crimen de Úrsula Bahillo, los casos se siguen produciendo y hay innumerables causas judiciales en trámite, sobre las cuales la sociedad tiene puestos sus ojos.

En las últimas horas, en la ciudad de Colón, se llevaron a cabo dos juicios abreviados en los que se aplicaron condenas a dos sujetos acusados de actos de estas características, audiencias que se llevaron a cabo, ante la jueza de Garantías, doctora Natalia Cespedes, ambas causas llevadas adelante por el fiscal Alejandro Perroud.
En una de ellas, el imputado fue Raúl Alfredo Benítez, de 41 años, representado por el defensor oficial, doctor Fabián Scelzi, causa caratulada “Lesiones leves calificadas por la relación de convivencia y por mediar violencia de género”.
Los hechos: Según consta en el expediente, Benítez agredió a su esposa el 16 de marzo de 2019, en el domicilio de calle 17 de agosto y La picada B° Brillante, donde convivía hacía tres años y tienen un hijo en común, propinándole un golpe de puño en el rostro y una escoriación en la mano derecha, lesiones de carácter leves según el informe médico policial.
La agresión se originó en una discusión familiar a la hora de la cena, ante lo cual la víctima optó por retirarse del domicilio; el imputado trató de impedir que ella se retirara del hogar y en ese contexto se produjo la agresión.
La mujer, de 38 años de edad, logró llamar a la Policía, que instantes más tarde se hizo presente en el lugar, procediéndose a la detención, destacándose que no tenía antecedentes.
En la audiencia de juicio abreviado, Benítez reconoció ser el autor del hecho, y aceptó la pena de un año y cuatro meses de prisión de ejecución condicional.

Segundo caso a la cárcel
El segundo caso llevado a juicio fue que tenía como acusado a Gabriel Sebastián Pereyra, de 27 años, también representado por el doctor Fabián Scelzi, en causa caratulada “Desobediencia y Daños”, destacándose que tiene antecedentes y una condena por los delitos de robo y hurto, en septiembre del año pasado.
De acuerdo a lo narrado por la Fiscalía, el domingo 3 de enero de 2021, una joven de 23 años de edad, domiciliada en Colón se hizo presente en sede de comisaría Primera denunciando a su ex pareja de Gabriel Sebastián Pereyra, a quien había denunciado en el mes de noviembre por Violencia de Género, y a raíz de la cual el Juzgado de Familia había dispuesto la exclusión del hogar y prohibición de acercamiento por el plazo de 90 días, y en un radio de cien metros. Las medidas estaban vigentes desde el 27 de noviembre y habían sido notificadas al imputado. El hombre se había presentado en la madrugada de dicho domingo en el domicilio transitorio de la víctima, y al no ser atendido dejó inscripciones en la pared («hablame» «no te escondas»), junto a la fotografía de la hija que tienen en común.
Una vez recibida la denuncia, ese ismo día el fiscal Alejandro Perroud solicitó al juez de feria Dr. Otogalli la detención de Pereyra, quien de acuerdo a las averiguaciones practicadas se hallaba viviendo en un lavadero de calle Santa Cruz y desde esa fecha permaneció con prisión preventiva alojado en sede de Jefatura Departamental hasta la celebración de la audiencia.
Pereyra reconoció ser el autor del hecho y aceptó que se le imponga la pena de tres años de cumplimiento efectivo, siendo trasladado a la Unidad Penal Nº 9 de Gualeguaychú.

Fuente: 03442

Comentarios